BIENVENIDO A COCINA Y VINO!

Pistacho, inspiración verde

El pistacho, fruto del árbol pistachero, es originario del medio Oriente. Países como Grecia, Siria,Irán, Kirguistán, Turkmenistán, Turquía, Paquistán y Afganistán Occidental, son los principales productores. El pistachero es uno de los árboles más antiguos que se conoce. Data desde hace 7000 AC, gracias a vestigios arqueológicos hallados en Turquía, el momento cuando ya se disfrutaba de este fruto. Era un manjar para la realeza y muy apreciado por viajeros.

Cuenta la leyenda que la reina de Saba decretó los pistachos un alimento exclusivamente real, yendo tan lejos como para prohibir su consumo personal al resto. Nabucodonosor, rey de Babilonia antigua, había plantado árboles de pistacho en sus jardines colgantes. Y en el siglo I DC, el emperador Vitelio debutó este fruto seco muy apreciado en su ciudad capital de Roma. Según la leyenda musulmana, el pistacho es una de las comidas traídas a la Tierra por Adán.

Se conocen tres clases de pistachos: el noble o de Sicilia, que es el de más calidad y mayor demanda, con forma de almendra verde; el de Túnez, de almendra más pequeña y también apreciado; y el de Levante, de almendra amarillenta.

En la cocina

Salado y tostado se utiliza como aperitivo. Cuando está seco, la cáscara tiende a mostrar el pequeño fruto color verde. Se emplea en repostería y en la elaboración de helados. En la cocina árabe, el pistacho tiene un papel protagonista, especialmente para los postres. El baklava y la maskina, una tarta típica de Siria y Egipto, son claros y deliciosos ejemplos del uso del pistacho.

En la gastronomía italiana, también en la repostería típica del Sur de este país es común saborear el pistacho en postres como el cannoli, la cassata siciliana y, el más conocido, el helado de pistacho. También hay galletas de pistachos y biscottis. En España se utilizan para la hechura de turrones. Y caramelizados sirven para decorar tortas y pasteles. Y, en algunas ocasiones, hace acto de presencia en el típico francés, nougat.

Fuera de la repostería, el pistacho se aprecia en salsas, aderezos para carnes como el cerdo y la mortadela. En la India, se reduce a puré para condimentar arroz y legumbres. O para rellenar vegetales como pimentones. La cocina moderna lo está implementando como acompañante de quesos, de cabra por ejemplo, para presentar canapés.lo está implementando como acompañante de quesos, de cabra por ejemplo, para presentar canapés. 

Saludables para el corazón

Los pistachos contienen entre 18% y 24% de proteínas, lo cual es un valor alto. También son ricos en azufre, potasio, hierro y vitamina B. Tiene grasa insaturada y no poseen colesterol, lo que lo hace un alimento ideal para personas con condiciones cardiovasculares y para la prevención de estas enfermedades.

Los beneficios de este fruto son muchos. Tiene un efecto diurético y su gran cantidad de magnesio ayuda a la relajación del cuerpo, a contrarrestar los efectos del estrés y a conciliar el sueño. también contienen hierro, lo cual ayuda a prevenir la anemia.  

comments

@Cocinayvino

Receta de Pata e grillo, paso a paso de este plato larense